¿Eres médico/a y te estrenas con la consulta online? 5+1 consejos antes de empezar

¿Eres médico/a y te estrenas con la consulta online? 5+1 consejos antes de empezar

  • Fecha
  • Fecha
  • 1

A raíz de la pandemia provocada por el Covid-19, la telemedicina se ha instaurado en nuestras vidas y ya son muchos los pacientes que prefieren cuidar de su salud desde casa. Si eres médico/a o especialista, te estás planteando o ya has decidido atender a pacientes online, te traemos 5+1 consejos para montar tu consulta médica online con éxito y “no morir en el intento”. ¡Es broma! Empezamos:


Asegúrate de contar con un ordenador moderno y una conexión rápida


Es la base y por dónde debes empezar si estás pensando en pasar consulta médica online. No solo debes asegurarte de tener una buena conexión a internet, sino también contar con un ordenador que tenga una buena memoria RAM y sea veloz. Por supuesto, también es imprescindible que tenga webcam integrada y que su sistema de sonido sea de calidad. 


Si detectas que la imagen y el audio que transmite tu ordenador son mejorables, puedes comprar una cámara aparte y utilizar cascos para que se te escuche y oír mejor a la otra persona, aunque puede no dar la mejor imagen. Sobre la conexión: intenta compartirla con el menor número de personas posible e idealmente, utilízala tú solo. De lo contrario, existe el riesgo de que se vaya cortando la llamada mientras haces la consulta.


Un consejo: ten cerca el número de teléfono de tu paciente para poder llamarle en caso de que se corte la conexión y no sea posible recuperarla. 


Elige un espacio tranquilo y neutro para pasar consulta online


Para que os podáis escuchar correctamente, sobre todo si haces videoconsulta, lo fundamental es que estés en un espacio silencioso. Idealmente, sin otras personas que deban entrar en la habitación y sin ajetreo alrededor. Esto también es importante para que tu entorno transmita orden y una imagen de profesionalidad al paciente. Para ello, algunas recomendaciones básicas serían:


  • Procurar que el fondo que se verá detrás tuyo no sea demasiado chillón, que no se visualicen objetos personales y sobre todo que no haya comida ni bebida. Tampoco otros objetos que os puedan despistar, tanto a ti como a tu paciente.
  • Si teletrabajas desde casa, escoge una estancia que no dé a la calle para evitar el ruido del tráfico y conviértela en tu espacio habitual de trabajo. Así, evitarás las distracciones que tienen lugares como el comedor y te concentrarás más. 
  • Para transmitir una imagen profesional, te recomendamos vestir tu uniforme laboral habitual.


Consulta el historial clínico del paciente o analiza el motivo de su consulta


Si has establecido contacto con tu paciente antes de la consulta online y conoces el motivo de su cita, tómate el tiempo necesario para leer y analizar sus palabras en el caso de que te haya dado bastantes detalles. Esto te ayuda a imaginar qué espera el paciente de vuestro encuentro virtual y a organizarlo.


Por supuesto, y si lo tienes disponible, consulta su historial clínico para comprobar su evolución con la enfermedad y los tratamientos que ha llevado a cabo. Si eres profesional independiente te recomendamos utilizar una plataforma médica que te permita almacenar todos estos datos, ¡ahorrarás muchísimo tiempo!


Cuida tu lenguaje verbal y no verbal cuando hagas videoconsulta


Estar en espacios diferentes y depender de una buena conexión puede dificultar la comunicación en algunos casos. Por eso, cuando hagas una consulta médica online y especialmente cuando sea por videollamada, sé muy expresivo/a. Utiliza la palabra hablada y los gestos faciales y corporales para hacerte entender y atiende muy bien a lo que te diga el paciente. Debe saber que estás prestando atención en todo momento. Algunos trucos para favorecer una buena comunicación médico-paciente, serían:


  • Coloca la cámara de frente y cuando hables, mírala directamente; será como si estuvieses mirando a los ojos de tu paciente. Si necesitas desviar la mirada por algo, házselo saber (por ejemplo, si vas a consultar algún documento que te ha enviado o si vas a tomar notas).
  • Asiente con la cabeza para indicar que estás siguiendo la explicación del paciente y esboza una sonrisa de vez en cuando. Estos pequeños gestos harán que se sienta agusto y que el ambiente sea distendido.
  • Si alguien o algo te interrumpe (tu mascota, tu hijo, el teléfono…), no te preocupes, tan solo pide disculpas y prosigue con la sesión. Seguro que lo entiende :)
  • Un truco: si ves que estás teniendo problemas de conexión, apaga tu audio cuando no sea tu turno o utiliza el móvil para transmitir voz y el ordenador para la imagen. Así, liberarás la conexión y todo fluirá mejor.


Interésate por el paciente en todo momento y estructura la consulta


Para evitar alargar más de la cuenta la cita, sea por chat o por videollamada, intenta estructurarla de antemano. Esto te será muy sencillo una vez estudiado el caso de tu paciente. Prevé los momentos en los que hablarás tu, pero también cuenta con darle espacio a la otra persona y sobre todo, muéstrate empático/a.


¿Cómo? Intersándote por cómo se encuentra, asegurándote de que haya entendido bien tus explicaciones, y preguntando si tiene alguna duda. Intenta, además, usar un lenguaje poco técnico cuando hables de su enfermedad y haz una recapitulación final para que no se sienta abrumado ante tanta información. Al final de la consulta no olvides ponerte a su disposición para lo que necesite y despedirte adecuadamente.


Extra: hazte la vida más fácil con una plataforma de consulta médica online


Como has visto, para ejercer de médico online y pasar consulta virtual ¡es necesario controlar muchas cosas! Y otras que quizás no se te habían pasado por la cabeza: ¿qué herramienta vas a utilizar para chatear o hacer las videoconsultas? ¿dónde almacenarás los datos de tus pacientes y sus historiales clínicos? ¿cómo expedirás recetas médicas de forma digital? Y lo más importante: ¿cómo te darás visibilidad y atraerás pacientes? O más importante aún… ¿cómo cobrarás por tus servicios?


Existen herramientas que te ayudarían a resolver todos estos aspectos… pero tendrías que utilizar cada una por separado y al final es un auténtico lío. ¿Qué tal utilizar una plataforma específica para la consulta médica online? Hablamos de Medlia, sí :) Si aún no nos conocías, te contamos que tenemos todo lo que necesitas para ejercer online tu especialidad médica y que te lo damos gratis: sin cuotas mensuales, solo pagas un pequeño porcentaje de tus consultas online.


Con Medlia podrás, entre otras muchas cosas:


  • Pasar consulta médica online por chat o videollamada
  • Almacenar el historial clínico de tus pacientes y otros documentos y consultarlos cuando quieras
  • Expedir recetas médicas y enviarlas a los pacientes
  • Facturar y recibir tus pagos en la propia plataforma
  • Crearte un perfil profesional completo que puedes enlazar a tus redes sociales o páginas webs
  • Participar en la Comunidad de pacientes para darte visibilidad


Todo, de forma 100% legal y segura. Utilizamos tecnología puntera para ofrecer la más alta calidad de vídeo y audio en las videoconsultas y todos los datos se almacenan en servidores seguros. Te invitamos a echarle un ojo a nuestra página y cualquier duda, puedes escribirnos a medliateayuda@medliahealth.com.


Seguimos informando, ¡y hasta la próxima!



Compartir esta noticia